FacebookFacebookTwitterTwitter

El libro ya no es el libro

Jonás Gómez, autor de Equilibrio en las tablas (Mansalva, 2010) y Una percepción binaria del color (EMR, 2018), entre otras obras, comparte con nosotros tres poemas inéditos.

László Moholy-Nagy, The Shooting Gallery, 1925-7 (1973)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Cómo se sigue ahora?

¿Hacia qué dirección se camina el cuerpo?

No hay flechas, no hay flechas a la vista, al menos no

de las que orientan el tránsito.

 

Hay, sí, de las otras,

clavadas en las columnas,

algunas sueltas en el suelo, resaca

de la última lluvia de puntas.

 

Se ha visto a ciudadanos continuar con sus tareas

con mínimas alteraciones en la rutina

pese a los brazos, torsos, piernas, cuellos alcanzados

por las descargas de los arqueros de la periferia.

 

Pero todo eso

no es más que la ya experimentada guerra

y cuando la guerra termina

la pregunta de la paz

es qué se hace, cómo se sigue.

 

Cómo se sigue ahora,

hacia dónde se camina vocalizando una canción

quizás melancólica, quizás de jolgorio,

mientras, por debajo de la melodía, se piensa

hacia dónde se escribe y para alcanzar a quiénes.

 

 

*

 

 

El libro ya no es el libro.

Ahora es otra cosa.

Hubo tablas con grafismos y animales comunicadores,

hubo rollos de papiros

con la continuidad de esos lenguajes visuales

hubo imprentas manuales con fantasías y especulación en latín

situadas, todas, en los conventos

y luego libros.

 

Ahora qué hay, qué es lo que se sostiene entre las manos

para recitar

a diestra y a siniestra

con la voz del bardo que bardea.

 

El libro ya no es el libro

y los artefactos digitales de lectura

se observan con una cuota de desprecio

(cuando se los compara con la letra impresa)

o con expresión de agrado y asombro

(cuando se los compara con la suma

de los precios de los libros).

 

 

*

 

 

Se escribe para honrar al padre y se dibuja

para honrar a la madre.

¿Esto es así?

¿O es una elucubración de la imaginación?

 

Quizás sea un simple truco de la mente

para intentar cuantificar

porciones de algo que se disuelve en las manos.

 

Pero, sea como sea, la línea se extiende, curva y flexible,

o se condensa, tensa y recta,

para formar figura o formar palabra.

 

Esto es:

de la línea para formar palabra a la línea

para formar figura

y viceversa

en un pliego extenso de papel

y la formación progresiva de un híbrido,

pleno de sentido e información,

a todo color/en blanco y negro,

tanto visual como verbal.

 

 

Notas relacionadas

Romina Freschi comparte con nosotros dos poemas de sus últimos libros Soslayo (Modesto Rimba, 2018) y Fallo (pájarosló editora, 2018).

Jorge Roggero, especialista en fenomenología y hermenéutica, aborda en este ensayo algunas de las ideas de la nueva fenomenología francesa y ciertos rasgos de sus autores.

Lucía De Leone, autora de la reciente compilación de colaboraciones periodísticas de Sara Gallardo, Los oficios (Excursiones, 2018), entre otros libros, comparte con nosotros un ensayo sobre Clarice Lispector, en la semana de su aniversario.

Alejandra Correa, autora de Los niños de Japón (Recovecos, 2010) y Maneras de ver morir a un pájaro (La gran Nilson, 2015), entre otras obras, comparte poemas de su libro Donde olvido mi nombre (Alción, 2005).

Paula Tomassoni, autora de Leche merengada y de Pez y otros relatos, comparte con nosotros un adelanto de su nueva novela Indeleble publicada por EME editorial.

Dos poemas del último libro de Cristian De Nápoli, Antes de abrir un club (Zindo & Gafuri, 2018), y un inédito del libro El pájaro rodante.

Joaquín Valenzuela, autor de La caracolera (Ediciones en Danza, 2016) y Sombra de agua (Griselda García Editora, 2017), entre otros libros, comparte con nosotros tres poemas inéditos.

Tres poemas inéditos de Valeria Cervero, autora de Madrecitas (Barnacle, 2017) y Seres pequeños (HD, 2018), entre otros libros.

Pía Bouzas, narradora y autora de Un largo río (Gárgola, 2016), y Una fuga en casa (Club Hem Editores, 2018), entre otros libros, comparte con nosotros este relato inédito, tenso y grave, sobre la enfermedad de un hijo y la mirada de su madre.

Florencia Fragasso, autora de Extranjeras (Gog y Magog, 2005) y Melliza (Gog y Magog, 2018), entre otras obras, nos adelanta poemas de su próximo libro Veinte Sillas (Mágicas naranjas), ilustrado por Julieta Dolinsky. Se trata de poemas escritos a partir de ciertas resonancias de la infancia.